En ocasiones, viajar con familia y amigos, aunque divertido y satisfactorio, supone un problema de espacio. El maletero se queda pequeño para tantos ocupantes , así que no nos queda más remedio que utilizar bacas o cofres que aumenten el espacio disponible para maletas, bolsas y provisiones.

¿Qué cofre elegir?

Ten en cuenta el alto coste de un cofre (de 150-600 euros), y si no vas a utilizarlo después es más recomendable que prescindas del gasto. Además, tienen unas dimensiones considerables, con lo cual necesitas disponer de espacio para su almacenaje. ¿Es mejor quizá alquilarlo? ¿Puedes prescindir de algunos de los objetos con los que viajas? ¿Puedes mandar alguna maleta por mensajero?

Una vez tomada la decisión de compra, cuando adquieras un cofre, busca siempre la forma más aerodinámica y adaptada a tu coche. Hay modelos más cuadrados o más cortos, que pueden adaptarse mejor a vehículos más pequeños.

Observa bien tu manual del coche para adaptar tu baca al techo. Ten en cuenta también que los modelos más prácticos son los que pueden abrirse desde distintos lados, lo cual puede facilitarte el montaje según la posición de aparcamiento.

¿Cómo utilizar bacas y cofres para mantener la seguridad?

Lo más importante es evitar que los bultos sobresalgan del vehículo, lo cual afectaría a la estabilidad y por tanto, a la seguridad. Además, deben estar completamente sujetos, y el peso debe repartirse por igual a lo largo de todo el espacio, ocupando siempre el fondo con los objetos más pesados.

Al igual que en el post anterior, donde te recomendábamos atar cualquier tipo de pertenencia, cuando utilices un cofre intenta fijar la carga con pulpos o cintas. Por supuesto si es una baca, los objetos que coloques sobre ella deben ir totalmente sujetos.

En el caso de que utilices una baca para maletas, intenta llevar las menos pesadas, metiendo en el maletero las de mayor carga. Es recomendable que finalices la preparación rodeando la mercancía con una funda que evite que durante el viaje se desprenda algún objeto.

Cada vez que efectúes paradas para descansar, más que recomendadas en el caso de grandes desplazamientos, comprueba el estado del portaequipajes y su fijación.

Ten en cuenta que todo el peso extra que le añadas a tu vehículo modifica su comportamiento en carretera. Ten especial precaución durante la conducción en las curvas, si tienes que frenar o adelantar, y si hay viento.

Baca del coche

Una vez que has utilizado el cofre o la baca, ¿qué debes hacer?

Ten especial cuidado si aparcas el coche mientras esté cargado, ya que llama la atención de posibles ladrones.

Cuando ya has quitado del cofre o de la baca el equipaje, intenta desinstalar los dispositivos, ya que si sigues conduciendo con ellos sobre tu vehículo, aumentan el consumo del mismo y continúa modificando su comportamiento ante imprevistos de la conducción.

Después de cada viaje, revisa tu coche. Será más fácil estar prevenido sobre posibles averías y te será más fácil cuidarlo.

¿Te han servido estos consejos para tomar tu decisión de viaje? ¿Eres de los que son capaces de viajar con poco equipaje o por el contrario vas siempre cargado? ¿Tu situación familiar te impide hacer trayectos en coche ligero? ¿Te molestan cosas de tus amigos mientras conduces? ¡Cuéntanos!

 

¿QUIERES COMPARTIR ESTA NOTICIA?
          
Copyright © 2019 Midas España |  Aviso Legal | Política de privacidad y cookies | Datos Identificativos   91 806 60 01